clo by clau!

Carreras

Carrera: 5K GNC Corre sin Límites

Clo by Clau!5 Comments

El segundo fin de semana de septiembre estuvo muy motivador, dos días haciendo cosas que me gustan: el sábado 8 fui a un workshop de edición de fotografía que me encantó y el domingo 9 fuimos a una carrera de 5K en familia.

En esta ocasión hablaré de la carrera.

No sé que me emocionó más de esta carrera:

a) que regrese a correr 5K después de casi 2 años

b) que corrimos todos juntos en familia

c) que a mi esposo le haya gustado tanto la carrera que desee seguir participando.

e) todas las anteriores

Antes de tener a mi bebe (Cesarín) yo corría de vez en cuando carreras de 5K (solo en una ocasión corrí un 10k en el 2009 pero me lesioné) y mi esposo solo me acompañaba y me tomaba fotos; después de la lesión pase tiempo intentando regresar y justo el año que pensaba regresar de lleno a las carreras (2011) quedé embarazada así que dejé las carreras para después del embarazo.

Como mi parto termino en cesárea tuve que esperar un tiempo para poder regresar a la actividad física; de todas formas los primeros meses es difícil hacerse de tiempo para practicar algún deporte.

El caso es que paso el tiempo y por más que lo intentaba no había tiempo para salir a entrenar; aún así nos inscribimos a la carrera de GNC, ya habíamos decidido que si no entrenábamos solo iríamos a caminar, total, el chiste era participar.

Pues llegó el día, 11 meses después de Cesarín para ser exactos y desvelados porque un día antes fuimos a una boda. Nos levantamos lo más temprano que pudimos, como pudimos y nos alistamos para irnos: carriola, playeras, números y chips listos.

Llegamos tarde aunque intentamos salir lo más rápido que pudimos, y para hacerla más de emoción no encontrábamos estacionamiento al llegar. Yo me empecé a desesperar pero recordé que solo caminaríamos así que pensé: relax, no importa.

Llegamos a la línea de salida y ya el reloj marcaba como 15 minutos desde que había iniciado la carrera. Nos pusimos los chips en ese momento y empezamos a caminar, era imposible no querer correr así que trotamos un poco. Yo me empecé a emocionar y mi esposo me dijo: si quieres adelantarte no hay problema, yo me llevo a Cesarín... no me lo tenía que decir dos veces, así que empecé a agarrar mi ritmo mientras pensaba: a ver qué tal me va, con que haga los 34 min que hice en mi primerísima carrera en 2005 me conformo.

Y así me fui, tratando de no sobre esforzarme ya que no había entrenado y no quería volver a pasar lo que en los 10k en los que me lesioné y pasar otro buen rato sin correr, así que me fui a mi paso y escuchando mi cuerpo.

No iba preparada para correr, no llevaba ni mi reloj ni mi música, pero nada de eso importó; iba muy contenta de poder estar de nuevo en una carrera y sentir el ambiente que se percibe, ese que sentí desde la primer carrera a la que fui (platique de eso en mi post de la carrera Avon, lo pueden ver

AQUI

) y por lo que me quede enganchada con este deporte desde entonces.

En ratitos me desesperaba no saber cuánto tiempo llevaba ni en que kilómetro iba pero trate de no pensar mucho en eso. Ya veía la esquina de Humberto Lobo y pensaba: ya casi llego.

En la banqueta había gente de las que les gusta ir a echar porras y

gritaban a todo corredor que pasaba, a mi la verdad me encanta ese tipo de gente, porque en verdad le suben los ánimos a uno.

Pues di la vuelta y vi el semáforo de la calle donde se localizaba la meta, me emocione pero de toda formas mantuve la calma para no alocarme y querer correr de más, mi meta ahora es mantenerme activa y una lesión no está en mis planes, así que seguí tranquila. Di la vuelta y vi el número en la meta que marcaba 45:00 minutos, hice cuentas en mi mente y pensé: llevo como 30 min, voy bien; así que seguí (no mentiré, si apreté un poco mi paso pero sin esforzarme mucho) y crucé la meta.

Al cruzar me preguntaba cuanto tiempo me les habría adelantado a los Césares, así que decidí esperarlos despuesito de la meta. Casi 4 min después los vi que venían hacia la meta y me regresé a recibirlos. Me emocioné mucho al verlos llegar y saber que habíamos logrado correr nuestro primer 5k en familia... Yeiiii!

El resultado de mi chip cronometró 31:09 min y el de los Césares 34:38. Así que ese es nuestro tiempo base y esperamos mejorarlo con el tiempo. Mi tiempo de disparo fue de 45:41 lo que significa que salimos 15 minutos tarde, así que hay cosas que mejorar.

Nuestro objetivo por el momento es seguir activos, entrenar, no desvelarnos un día antes de las carreras

y dejar todas las cosas listas (playera, número, chip) a ver cómo nos va en la siguiente carrera en familia... por lo pronto ya nos hicimos de una carriola para correr que conseguí de segunda mano y estoy feliz.

Saludos,

Clau!

Carrera: Avon 2012

Clo by Clau!1 Comment

"

El deporte es una herramienta de lucha contra la enfermedad

"

Roberto Sada (Director de Comunicación Corporativa para Avon)

En mi historial de carreras esta es la tercer ocasión que participo en CARRERA-CAMINATA AVON CONTRA EL CÁNCER EN LA MUJER y hay varias cosas que han hecho que se convierta en una de mis favoritas.

La primer razón es muy simple y lo ha sido desde la primera ocasión en la que corrí la carrera de Avon: la causa; es muy padre poder participar en una carrera y saber que con el hecho de estar ahí estas apoyando una buena causa.

Otra de las razones es la convocatoria, al ser una carrera-caminata va mucha gente que a cualquier otra carrera no se animan a ir porque no les gusta correr o no tienen condición, pero que aún así aprovechan la oportunidad para ir con amigas y apoyar la causa.

A mí no me gustaba correr hace 4 años, pero tuve la fortuna de conocer a Don Julio, un señor-maratón que le gusta promover el deporte y me invitó a entrenar junto con otros compañeros de mi antiguo trabajo para una carrera.

Mi primer carrera fue el 5K nocturno de Guadalupe, una de las cosas que me llamó mucho la atención en esa carrera fue que a lo largo de la ruta había mucha gente que nos echaba porras a todos lo que participábamos; 100 o 200 mts antes de llegar a la meta Don Julio me esperaba para decirme que ya estaba cerca, que iba muy bien y que faltaba poco para lograrlo; recuerdo que cruce la meta y en ese instante sentí una gran satisfacción: nunca en la vida había pasado por mi mente que yo podría correr 5k.

No en todas las carreras se vive un ambiente como ese, ahora que lo pienso, tal vez Don Julio sabia que esa carrera era clave para que todos los que corríamos por primera vez tuviéramos esa experiencia y nos engancháramos con este deporte. No sé qué paso con mis otros compañeros, pero en mi caso funcionó.

Por eso me gusta la carrera de Avon, es como un Don Julio que anima a muchas mujeres a prepararse por primera vez para una carrera, les explica como calentar, les proporciona una linda playera para que luzcan bien ese día, les agradece por estar ahí, les aplaude al llegar y al final les deja una linda experiencia, esa experiencia que puede hacer que muchas de ellas que nunca se habían animado a ir a una carrera decidan volver una y otra vez.

Saludos,

Clau!